“Se puede engañar a todo el mundo alguna vez y a alguna persona todo el tiempo, pero no se puede engañar a todo el mundo todo el tiempo.” – Abraham Lincoln

 

¿Podemos estar 100% seguros que esta frase fue declamada por Abraham Lincoln? Lo cierto es que no. Esta cita ha sido también relacionada al presidente Kennedy y en ambos casos se ha hecho sin ninguna referencia o fuentes concretas. No existen diarios, memorias o discursos de estos políticos que afirmen que la frase fue dicha por alguno de ellos dos. Sin embargo, la gente suele compartirla en internet, junto a una fotografía de alguno de estos presidentes y la mayoría de los internautas la da por verdadera.

¿Es peligrosa la desinformación? Por supuesto. Pero ¿cómo exactamente podría afectar a tu empresa? Por medio de la mala toma de decisiones. Identifica, con estos consejos, qué tipo de acciones es necesario vigilar y proteger.

 

Efecto halo

 

Todo mundo sabe que una buena impresión es importante, este primer encuentro crea un juicio de inmediato, ya sea bueno o malo. A esto se le llama el efecto halo,  y presenta un sesgo cognitivo que nos lleva a valorar a las personas con base en un rasgo que nos parece positivo o negativo. Debido a esto, se tiende a atribuir numerosas cualidades a personas atractivas y desconfiar de aquellos que no las poseen, tomando en consideración criterios que nada tienen que ver con las competencias necesarias para, por ejemplo, desempeñar un trabajo.

 

¿Qué aspectos deberías de tomar en cuenta para concluir que se hizo una buena toma de decisiones?

Los resultados de las pruebas de personalidad. Estas pruebas superan la presentación de un currículum y  nos ayudan a tener más herramientas para la toma de decisiones ya que nos pueden arrojar un resultado en el que:

-Nos indican cómo la persona reacciona en diferentes contextos.
-Se hace una proyección del rendimiento laboral que puede esperarse del candidato.
-Se garantiza una elección fuera de discriminación.

Entre muchos otros beneficios. Pero entonces ¿cualquier test de personalidad es adecuado? La respuesta es no.

 

No confíe en la palabra de nadie, incluida la mía, pero confíe en su experiencia.

Las herramientas de evaluación que decidas adoptar en tu empresa, necesitan pasar por un proceso de sentido crítico para asegurar que sean fiables y de buena calidad. Es decir, no es posible que decidas, por ejemplo, comprar una casa nueva, solo porque leíste una descripción que te agradó. Asegúrate que el test de personalidad que elijas cuente con las certificaciones que lo avalen encomendadas por organismos competentes y reconocidos a nivel mundial.

 

La paciencia es también una forma de acción.

Tómate tu tiempo. Encuentra un test que te de la posibilidad de controlar mejor el sesgo de deseabilidad social, cuidando que no sea fácil deformar sus resultados, considerando no solo la personalidad, sino también la experiencia del candidato.  Los aspectos a tener en cuenta al momento de elegir un test de personalidad son:

  • Que cuente con certificaciones.
  • Que ofrezca la posibilidad de ver un manual disponible.
  • Si alguno de los puntos anteriores falta, entonces realizar una consulta con un asesor en psicología para compararlos y seleccionar el más válido.
  • Someterte tú mismo al test para verificar que cubre tus necesidades.

 

Fuente: | CentralTest |